domingo, 22 de enero de 2012

Para una gran amiga.

Para una gran amiga, hermana, confidente, compañera, psicóloga, ayudante, creadora de sonrisas... En fin, que ya hace muchísimo tiempo que nos conocemos y no me canso de darte las gracias. Desde que te conocí soy muy feliz, antes no era así, ahora soy optimista y se que siempre te tendré y que siempre me ayudarás. Hemos pasado por momentos muy duros, pero nos apoyamos la una en la otra, y todo se acaba solucionando. Nunca me olvidaré de nuestras frases como: "No soy mala simplemente perversa" jajaja solo leerla y me acuerdo de ti, da igual quien la diga o quien la escriba, esa frase es tuya y nunca será de nadie más. Otra de ellas, y seguro que se cumple es la de que siempre estare a tu lado, acuerdate "hasta que seamos dos viejas todas arrugadas", y acuérdate de esta "Somos como los ángeles de Charly pero a lo doble". Pues nada que eres mi hermanita mayor y que sin ti no se que haría. Y que si te llega a pasar algo, ya no se que me daría a mi. Que eres genial y quien no pueda ver eso, pues que le den. Que te quiero muchísimo, y que eres la mejor.

jueves, 12 de enero de 2012

Un día diferente?

Día 11 de enero de 2012

Hoy estoy en casa, acabo de tener lengua y mi profesor es un capullo. Hace todo lo posible por deprimir a la gente. Como todos los miércoles, salgo de clase más negativa que otra cosa. 

Si hay algo que me pueda animar sería verlo a ÉL a la salida. En el camino hacia casa pienso en todo lo que ha pasado en todos estos días. 

Llego a casa enciendo la tele, cambio de canales lo dejo ya que no hay nada interesante. Me acuesto, intento dormir pero los malos momentos del día se me pasan por la cabeza una vez y otra, y otra.... y no me dejan descansar.

Acto seguido, me levanto me hago un té y me voy a mi habitación a hacer algo de provecho. Abro el libro que estaba leyendo, por fin algo que me distraerá. Lo leo y empiezo a meterme en la vida de Paula, la chica que lo tiene todo y aún así no es feliz, ya que está lejos de su novio. Su historia me recuerda a mi. Mientras leo voy tomando mi té, que se está enfriando. Mientras bebo, veo mi reflejo en lo poco que queda en la taza, y no me veo bien, hace tiempo que no duermo bien, las vacacione sme pasan factura. También observo que no tengo buena cara, quizás sea el cansancio y tantas emociones seguidas sin contar el estrés que tengo estos días. Tengo muchos trabajos que entregar y exámenes que hacer. 

Lo único que me ayuda a superar estos días, son las personas que están siempre ahí, y que nunca le spodré agradecer todo lo que hacen por mi. Y ahora contando también a mis dos hermanitas favoritas Miriam y Nuria, que las quiero muchísimo. 
A continuación, me pongo a hacer los deberes que es muy tarde y ya tenía que estar estudiando. Aparto el libro y cojo el libro de inglés, que rollazo... 
Pongo música para animarme, cuando me pasaba algo por cualquier motivo siempre ponía música y me animaba, pero ahora mo ayuda mucho. Los problemas y preocupaciones no se van. Y si, ahora que lo pienso nunca fui tan negativa, pero es que no lo puedo evitar, en estos casos me dan ganas de mandarlo todo a la mismísima shit. Pero tranquilos no lo haré ;) Aún no exite persona, que acabe conmigo y con mi paciencia. 

Un beso y sed felices, vosotros que podéis.
Samaia.

miércoles, 4 de enero de 2012

La historia de Jenni.

Jenny pensó que sus padres no le darían permiso para irse de fiesta con unos amigos, de manera que les mintió y les dijo que iba al cine con una compañera. Aunque se sintió un poco mal porque no les dijo la verdad, tampoco le dio muchas vueltas al asunto y se dispuso a divertirse.
La pizza estuvo bien y la fiesta genial : al final su amigo Pedro que ya estaba medio borracho, la invito a dar un paseo, pero primero quiso dar una fumadita... Jenny no podía creer que él estuviera fumando eso, pero aún así subió al carro con él.
De repente Pedro comenzó a propasarse. Eso no era lo que Jenny quería del todo.

"Tal vez mis padres tienen razón" - pensó-; "quizás soy muy joven para salir así. ", "¿Cómo pude ser tan tonta?"

"Por favor, Pedro -dijo- llévame a casa, no me quiero quedar.

Molesto, Pedro arrancó el coche y comenzó a conducir a toda velocidad. Jenny, asustada, le rogó que fuera más despacio, pero mientras más le suplicaba, él más pisaba el acelerador. De repente, vio un gran resplandor.

"Oh, Dios ayúdanos.

¡Vamos a chocar!

Ella recibió toda la fuerza del impacto, todo se puso negro.

Semi-inconsciente, sintió que alguien la sacó del coche retorcido, y escuchó voces:

¡Llamen a la ambulancia! "Estos jóvenes están en problemas".

Le pareció oír que había dos carros involucrados en el choque.

Se despertó en el hospital viendo caras tristes. "Estuviste en un choque terrible", - dijo alguien -

En medio de la confusión se enteró de que Pedro estaba muerto.

A ella misma le dijeron "Jenny, hacemos todo lo que podemos, pero parece ser que te perderemos a ti también".


¿Y la gente del otro coche? - Preguntó Jenny llorando -

"También murieron" le contestaron.

Jenny rezó: "Dios perdóname por lo que he hecho, yo sólo quería una noche de diversión.

Y dirigiéndose a una de las enfermeras pidió:

"Por favor, dígale a la familia de los que iban en el otro carro que me perdonen que me gustaría regresarles a sus seres queridos.
Dígale a mi madre y a mi madre que lo siento, porque mentí, y que me siento culpable porque varios han muerto.

Por favor enfermera, ¿Les podrá decir esto de mi parte?.

La enfermera se quedó callada, como una estatua.

Instantes después, Jenny murió.

Un hombre cuestionó entonces duramente a la enfermera:

"¿Porque no hizo lo posible para cumplir la última voluntad de esa niña?"

La enfermera miró al hombre con ojos llenos de tristeza, y le dijo:

"Porque la gente en el otro coche eran su padre y su madre que habían salido a buscarla".

martes, 3 de enero de 2012

La muerte.

Hace dos días que se murió alguien más en mi familia. Ultimamente no paro de acordarme de lagente que quería y que ya no está. Se les echa en falta, sobre todo a mi abuelo. A veces, me pregunto como sería yo si el siguiera vivo. Posiblemente no hubiera cambiado tanto. Tal vez, se fue muy pronto, pero creo que nos hizo un favor a todos. Después fue mi tía, y con la muerte de esta, aprendí que la vida continúa, que tu eres el único que se crea tu propio futuro. Eres el que decide como quiere que vaya su vida. Puedes cambiar tu destino. 

Ahora me hago determinadas preguntas como; ¿estaría bien conocer tu futuro? ¿saber todo lo que te va a pasar, tanto bueno como malo?, ¿ayudaría eso?, ¿a dónde te vas cuándo mueres?, ¿y si nos quedamos entre tierra para siempre?

Por eso, prefiero vivir la vida como si fuer a el último día. Se que suena a topicazo, pero es así, hay que aprovechar la vida, porque no sabes que te deparará la muerte. ¿Si te pudieras reencarnar en algo, en que sería? 

Por último, una despedida a todos mis seres queridos que han muerto,los quiero y los echo de menos.